SIN NOSOTROS MISMOS

Nada se compara al ritmo de tus latidos
cuando callas y se escucha ese silencio
que inunda cualquier espacio de poesía jamás recitada.

Y donde ya hubo odio y ganas de seguir odiándolo todo
ahora traen algo de tranquilidad y la reparten sin justicia ni compromiso
reparten la paz sin venir a cuento en esta historia cargada de segundas intenciones.

Como años atrás que vivíamos tan felices sin obligaciones
sin reacciones alérgicas a las futuras dificultades que nos iba imponiendo la vida
sin nosotros mismos porque no sabíamos de nuestra propia existencia todavía.

Ana Martínez

Un comentario en “SIN NOSOTROS MISMOS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s